Lamento unánime de los empresarios por un Govern «fuerte» y que priorice la economía

Más de trescientos patronales, asociaciones y empresas se conjuran en un acto unitario para condenar los actos salvajes de las últimas semanas Los asistentes...

ÚLTIMOS POSTS

¿qué son y para qué valen esta clase de neumáticos?

Entre la enorme pluralidad que existe en el mercado, los neumáticos M+S cuentan con capacidades concretas para barro y nieve. Los examinamos en detalle

A absolutamente nadie en su juicio se le ocurriría salir ahora a la calle, en plena resaca de Filomena, con pantalones cortos y chanclas. Es una vestimenta plenamente inapropiada en pleno invierno. Mas esa persona tal vez arranque el turismo y lo conduzca sin mudarle los “zapatos” por unos de invierno. Esto asimismo es totalmente inapropiado mas, tristemente, considerablemente más común y peligroso que salir con un atuendo de verano en pleno invierno.

En España, en contraste a otros países europeos, la legislación no fuerza a llevar neumáticos de invierno, mas quizás tras el paso de Filomena muchos conductores se estén reconsiderando esta situación. Y es que los neumáticos de invierno, a la inversa de lo que piensa demasiada gente, no están diseñados únicamente para circular solo con nieve: son válidos, útiles y dan mejor desempeño que los modelos de verano si la temperatura baja de siete grados centígrados, hay lluvia o bien la superficie está escurridiza por cualquier causa.

Neumáticos M+S y de invierno: ¿son lo mismo?

Los neumáticos de invierno se identifican de manera fácil por un marcaje que llevan en el flanco: M+S Mud and Snow, que significa barro y nieve (¿incluso no sabes qué te afirman tus neumáticos en su etiquetado?). Con este marcaje nos cercioramos de que son neumáticos válidos para invierno, mas si lo que deseamos son unos neumáticos que hayan sido testeados en condiciones de mucha nieve, al lado de la primera inscripción deberían llevar un pictograma de una montaña con 3 picos que incluye en su interior un copo de nieve.

Otra de las peculiaridades de los neumáticos de invierno es la banda de rodadura, que presenta un dibujo más profundo y recortado y cuyo objetivo es progresar la evacuación del agua y la nieve. El compuesto singular deja que las gomas no se endurezcan a bajas temperaturas. Todo esto deja una adherencia mayor circulando a temperaturas reducidas, con lluvia, barro o bien nieve. La otra gran ventaja de los neumáticos de invierno es que mejora de forma notable la frenada.

Ventajas de emplear los neumáticos de invierno

Si bien en la mayoría de España no padecemos temperaturas extremas, los neumáticos de invierno son los más convenientes cuando las temperaturas bajan de los 7 grados. La DGT lleva años recomendando el empleo de estas cubiertas como opción alternativa a las cadenas, y es que estos accesorios no solo no son simples de montar, sino no se puede rodar con ellos sobre treinta km/h y, cuando no hay nieve, tenemos la obligación de quitarlos.

Además de esto, el comportamiento del turismo no es tan neutro, en tanto que las cadenas se montan sobre un solo eje motriz. No obstante, los neumáticos de invierno dejan traccionar con corrección sin ocasionar daños a la suspensión o bien a la transmisión y no hay un límite de velocidad concreto. No extraña que la venta de este género de neumáticos se haya disparado en los últimos tiempos.

neumáticos de invierno

Goodyear: referentes en neumáticos con marcajes de invierno

Goodyear lleva desarrollando desde mil novecientos setenta y uno la gama Ultragrip, una familia de neumáticos marcados para nieve. Con más de sesenta millones de unidades vendidas, el fabricante de Norteamérica ha logrado con Ultragrip performance +, el último lanzamiento de esta gama, abundantes premios y reconocimientos por su manejabilidad ejemplar en todas y cada una de las condiciones climáticas, su baja resistencia a la rodadura y su genial comportamiento en superficies mojadas o bien nevadas.

Esta última novedad de Goodyear ha mejorado las posibilidades sobre sus predecesores merced a la tecnología Traction Protect, que incluye una nueva resina que mejora las capacidades de deformación del neumático y, por consiguiente, se sujeta mejor al asfalto. Esta tecnología, unida a la Winter Grip, garantiza una mejor unión tanto en nieve como en hielo.

Si es conveniente mudar los neumáticos cuando llega el frío, asimismo es recomendable hacerlo cuando llega el calor, si no deseamos que las cubiertas de invierno pierdan sus facultades. De ahí que, muchos conductores y fabricantes, para climatologías como las de este país, están ya apostado por los neumáticos “todo tiempo”.