Dirigir un dispositivo iOS con DearMob Iphone Mánager
Tecnología

Los bebés que oyen charlar en 2 idiomas desarrollan más su atención

Los bebés que oyen charlar en 2 idiomas desarrollan más su atención

Son los resultados a los que se ha llegado en una investigación efectuado en la York University Faculty of Health. En el estudio participaron bebés con menos de 6 meses de edad. Se verificó que los que estaban expuestos a más de un idioma, precisamente a 2, desarrollaban sus capacidades de atención con mayor intensidad.

Ello quiere decir que los pequeños que empiezan a vivir en un entorno políglota desarrollarán la atención ya antes, y mejor, que los que solo oyen charlar en un idioma. Además de esto, como está probado, las ventajas logrados servirán y se van a mostrar a lo largo de toda la vida.

Ellen Bialystok, maestra distinguida de investigación en sicología, y una de las autoras del estudio, ha dicho lo siguiente: “Al estudiar a los bebés, una población que aún no habla ningún idioma, descubrimos que la auténtica diferencia entre individuos monolingües y políglotas más adelante, en la vida, no está en el lenguaje en sí, sino más bien en el sistema de atención usado para enfocarse en el lenguaje. Este estudio nos afirma que desde la etapa más temprana del desarrollo, las redes que son la base para desarrollar la atención se están formando de forma diferente en los bebés que se crían en un ambiente políglota. ¿Por qué razón es tan esencial? Pues la atención es la base para todos, el principio de la cognición“.

Para realizar el estudio los estudiosos usaron 2 conjuntos de bebés. La mitad correspondía a pequeños que solo escuchan charlar en un idioma, y la otra mitad estaban sometidos a 2 idiomas. En el segundo conjunto, los bebés oían charlar en todos y cada uno de ellos de los idiomas a lo largo de un mismo periodo de tiempo. Los bebés estaban en una cuna, que disponía de una cámara y una pantalla, mientras que oían charlar. De esta manera se rastreaban sus movimientos oculares mientras que los pequeños observaban las imágenes en diferentes áreas de la pantalla. De cada pequeño se hizo un seguimiento sesenta veces.

Los bebés aprendieron unas reglas en el movimiento de las imágenes, centro, izquierda o bien derecha de la pantalla, dependiendo del color de las imágenes. En la segunda una parte del estudio redujeron las imágenes a la mitad. Por los movimientos oculares los estudiosos verificaron que, los bebés a los que se charlaba en 2 idiomas, aprendían mejor la nueva regla.

Afirmó Scott Adler, maestro asociado del York’s Department of Psychology y del Centre for Visión Research: “Los bebés solo saben de qué forma mirar si pueden distinguir entre las 2 imágenes que aparecen en el centro. Ocasionalmente, adelantarán que la imagen aparecerá a la derecha, por poner un ejemplo, haciendo un movimiento ocular aun antes que aparezca la imagen en tal situación. Lo que descubrimos fue que los bebés criados en ambientes políglotas pudieron hacerlo mejor, una vez que la regla fue cambiada, que los que viven en un ambiente monolingüe“.

La explicación que dan los científicos se centra en que los bebés que procesan y contrastan 2 idiomas tienen un mayor control sobre la atención. El cerebro debe habilitar más sistemas para lograr comprender los 2 idiomas y esto lleva consigo ese nivel de intensidad en la atención.

Fuente: Medical Xpress

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *