Resguarda tu proyecto vital para gozar mejor de la vida

La inseguridad es uno de los primordiales motivos por los cuales se produce ansiedad y temor a un futuro del que no conocemos sus...

ÚLTIMOS POSTS

Extreme E: lo que viste y lo que no te ensearon en TV del Desert X Prix

Al-Ula, en Arabia Saudita, marcó el principio de una nueva era en la competición todoterreno. Pilotos con renombre, automóviles eléctricos, carreras igualiarias y un compromiso medioambiental sin precedentes fueron razonamientos suficientes a fin de que la competición en sí quedase, prácticamente, en un segundo plano.

Hay mucho que pulimentar en el Extreme Y también, la nueva competición de buggys 4×4 eléctricos creada por Alejandro Agag. Superada la resaca de su primer acontecimiento, faltó emoción tanto en las clasificaciones como en las carreras del domingo. Faltó detalle; las retransmisiones mostraban planos demasiado abiertos, y el polvo levantado por los turismos se hizo el genuino protagonista, poniendo en patentiza que quizá el desierto arábico no era, por lo menos a lo largo de esta temporada del año, el mejor escenario para comenzar la serie. Y a todo esto habría que sumar la ininteligible ausencia de luces de polvo en los automóviles, que podrían haber eludido algún percance y ayudado a cerrar los huecos entre los participantes.

Mas lo esencial es que el Extreme Y también ha arrancado, y ya en exactamente el mismo viernes pudimos ver unos pilotos ávidos de probar que no se han embarcado en este reto para dar un paSeo. Como ya augurábamos en nuestro anterior, los vuelcos no tardaron en llegar. Más de un cuarto del peso del vehículo se ubica a la espalda del conduzco, en la manera de una batería cúbica que eleva enormemente el centro de gravedad. No decimos que el Odyssey veintiuno esté mal concebido, mas sí que sus pilotos tendrán que habituarse a lidiar con ese gran instante de vuelco que va a acompañarles toda vez que una rueda exterior prefiera sujetarse en lugar de deslizar.

Un vuelco alarmante

Claudia Hürtgen fue la primera que aprendió la lección, con un alarmante vuelco a gran velocidad en la primera sesión de clasificación. La conduzco alemana del equipo Cupra dio 4 vueltas y media de campana por procurar amarrar demasiado el turismo en un apoyo veloz a izquierdas. El percance sirvió para probar la seguridad de la estructura tubular del Odyssey veintiuno, puesto que la conduzco no padeció daños.

Hürtgen tuvo realmente un funesto fin de semana, en tanto que asimismo se vio implicada en la primera gran colisión de esta competición, protagonizada realmente por el violento conduzco de Norteamérica Kyle LeDuc, quien, cegado por el polvo, «se la halló» en la trayectoria de su Hummer cuando estaba recortándole tiempo a marchas forzadas y le dió una fuerte embestida. Y no fueron estos los únicos incidentes.

El veterano conduzco galo Stéphane Serrazin asimismo volcó su buggy, Catie Munnings padeció un pinchazo y nos agasajó con una espléndida lección de pilotaje «a 3 ruedas», y el turismo de Sébastien Loeb y Cristina Gutiérrez se volvió inconducible al quedarse sin dirección asistida en la manga final.

Cambio de reglas

Conque el polvo y los incidentes forzaron a la organización a improvisar, y el sábado en vez de carreras clasificatorias hubo vueltas cronometradas, al paso que el último día de la semana se redujo el número de vehículos en todos y cada carrera, dejando unas descafeinadas parrillas de salida de 3 buggys, muy separados entre sí; parrillas de salida paralelamente (como en el rallycross), en las que los equipos más populares en las redes sociales escogían situación, otra de las novedades (quizás la más discutida) de este formato nuevo y revolucionario.

Y es que en este escenario, estaba claro que quien llegaba primero a la primera curva, como bien apuntaba un desilusionado Carlos Sainz, tenía la carrera prácticamente ganada, frente a la imposibilidad de ver nada tras el polvo generado por los vehículos. Probablemente en otros escenarios la visibilidad (o bien la falta de ella) va a ser bastante menos esencial, y tampoco va a haber tanta diferencia en la zona de salida, donde una mayor acumulación de arena no cabe duda de que lo complica todo enormemente.

Los protagonistas

Realmente fuertes a lo largo de todo el fin de semana, Johan Kristoffersson y Molly Taylor no dieron opciones y llevaron el vehículo del equipo de Nico Rosberg a la victoria, con Timmy Hansen y Catie Munnings (Andretti United) en segunda situación, y la pareja francoespañola formada por Sébastien Loeb y Cristina Gutiérrez, en el tercer peldaño del pódium.

Cristina dejó unas fabulosas sensaciones a lo largo de todo el fin de semana. Su compenetración con Loeb es perfecta, y en Prodrive (que administra este equipo, del que es titular Lewis Hamilton) ya buscan patrocinadores para intentar alinear una tercera unidad del BRX en el próximo Dakar con Cristina a los mandos, que se uniría, de esta manera, a Loeb y a Nani Roma. Por el momento, la burgalesa, apoyada por Red Bull, ya ha logrado presupuesto para correr, con un Ford Celebración N5 de RMC, en el próximo rally de tierra de Lorca en el que es un año imborrable para ella.

Carlos Sainz y Laia Sanz no pudieron relucir en esta primera participación, aunque se ubican cuartos en la general, y justo detrás lo hace el Hispano Suiza de Oliver Bennett y Christine Giampaoli.

La próxima carrera

Mas el paso del Extreme Y también por Arabia Saudita es ya historia, y la próxima parada del St. Helena, el navío que transporta al completo el circo del Extreme Y también por todo el planeta, va a ser en Senegal, en las proximidades del Lago Rosa, que de forma tradicional ha marcado la etapa final del viejo rally París-Dakar.

El Ocean X-Prix se disputará los días veintinueve y treinta de mayo, con un recorrido de en torno a 8 quilómetros de longitud que promete conjuntar pistas y arena, mas del que no vamos a saber considerablemente más hasta el momento en que la feche esté más cerca. De nuevo, los preferidos van a ser quienes tengan más experiencia en estas superficies (Carlos Sainz, Laia Sanz, Sébastien Loeb y Cristina Gutiérrez), sin olvidar al siempre y en toda circunstancia veloz Kyle LeDuc y a los ases del rallycross (Mattias Ekström, Timmy Hansen y Johan Kristoffersson), quienes se han mostrado pasmosamente veloces en una superficie que, a priori, no era su especialidad. Recuerda que acá te sostendremos al tanto de los horarios de las carreras y de dónde verlas en riguroso directo.


Latest Posts

MÁS VISTOS