Taxi eléctrico de Nissan, la e-NV200.
Sociedad

El futuro de la Nissan NV200 podría pasar por el hidrógeno

El salón del vehículo Tokio del actual año es un auténtico homenaje al vehículo eléctrico y conectado. Todos y cada uno de los fabricantes están mostrando sus EV sin complejos y Nissan, una de las primordiales marcas ‘evangelizadoras’ de esta tecnología ha desvelado en primicia mundial 2 conceptos totalmente electrificados: el IMk y el Ariya, 2 concepts con pata y media en la calle.

No obstante, la electrificación no siempre y en todo momento debe ser pura como se comprende al turismo eléctrico. La marca nipona asimismo plantea en Tokio su tecnología y también-Power, una hibridación consistente en un motor de combustión que nutre un motor eléctrico (de manera directa, no que nutra a la batería en tanto que entonces sería un range extended).

2 soluciones, el EV y el y también-Power que prontísimo van a poder tener otro asociado electrizado en la marca. Se trata del hidrógeno. Nissan no ha dejado claro al cien por ciento sus planes con esta tecnología, si bien no ha escondido que está en su carrito de compra en la coalición con Renault y Mitsubishi.

Para furgones y furgonetas

Renault presentó un día ya antes del salón de Tokio la tecnología de electrificación con el hidrógeno para sus LCV (furgonetas) Master y Kangoo. Preguntados los responsables de Nissan a este respecto apuntaron que es una alternativa más a estimar. “Tenemos libre esa tecnología, es cierto, si bien por el momento empleamos la tecnología EV y el y también-Power. Vamos a ver qué sucede en el futuro mas se puede estudiar en función de los volúmenes y el costo de producción”, explica Roel de Vries, vicepresidente global de marketing, estrategia de producto y experiencia de cliente del servicio de Nissan.

La opción del hidrógeno se puede estimar tarde que temprano por el hecho de que existe en la coalición. En verdad son  muchos los que piensan en la marca que si Renault lo hace no sería bastante difícil incorporarlo en ciertos modelos Nissan como el NV200.

Eléctrica y de hidrógeno

La furgoneta de Nissan, cuya versión cien por ciento eléctrica (y también-NV200) se fabrica en la planta de la marca nipona en la Zona Franca de Barna encajaría en el hidrógeno. Este giro  podría introducir una variable más en la fábrica barcelonesa que está atravesando un instante de inseguridad frente a la falta de planificación de nuevos modelos a medio y a largo plazo .

La planta de Barna, aparte de esa posibilidad, ha sido nueva en Tokyo tras lanzar una nota Bloomberg en la que señalaba que Nissan estaba presta a cerrar sus fábricas de Europa como la de Sunderland en Inglaterra y la de Zona Franca en España puesto que tendría compradores para ellas y por la preocupante caida de las ventas. Nissan se apuró a desmentirlo señalando que «no se cerrará ninguna planta, y menos la de Zona Franca que es esencial para la Coalición».

Va a haber que estar atentos a estos movimientos por si las moscas, mas de entrada hay que resaltar la relevancia del hidrógeno que dotaría a la planta de una buena masa de producción al lado de la furgoneta cien por ciento eléctrica que fabrica. Los trabajos de ingeniería para amoldar la planta no serian muy costosos y podría dar alas a una fábrica que desde el instante en que perdió la producción del Pulsar anda algo coja (con seiscientos empleados menos perjudicados por un ERE pactado). De esta forma, aparte de la planta de pintura de nueva generación la Zona Franca tendría otra propuesta de futuro que presentar. Hoy en día genera por año doscientos automóviles.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *