Arval alarma del excesivo envejecimiento del parque móvil en España
Sociedad

Arval alarma del excesivo envejecimiento del parque móvil en España

El camino cara la electrificación del modelo de movilidad debe pasar obligatoriamente por la hibridación, si bien a fin de que ocurra esto primero va a haber que tomar medidas contra el envejecimiento del parque. De esta manera se desprende del último informe elaborado por el Observarotio de la Movilidad de Arval (sociedad del Conjunto BNP Paribas experta en movilidad y renting) presentado la semana pasada en la capital de España y Barna.

El estudio recoge extensamente toda la información referente a la movilidad en España y, entre otros muchos datos de interés, desvela que el parque de España cada vez se avejenta más (doce con dos años de media), que el ochenta y cuatro por ciento de las compañías españolas aún no han tomado medidas para compensar el impacto de la entrada en vigor de la normativca WLTP, que la matriculaciones de empresas se ubican por sobre las de automóviles particulares, que los barceloneses supeditan en un setenta y tres por ciento su resolución de adquiere a medidas anticontaminación, que el cuarenta y nueve por ciento de las empresas apostarían por adoptar cuando menos una opción alternativa de movilidad compartida y que, en renting (aparte de plegar las cantidades de dos mil catorce) Catalunya lidera con un treinta y cinco por ciento de la cuota total del mercado.

Un mercado que cae

Conforme el análisis del estudio de Arval, el número de nuevas matriculaciones en el mercado automovilístico de España descenderá este año un tres con tres por ciento, pasando de las uno con cincuenta y tres millones de unidades en dos mil dieciocho a una previsión de uno con cuarenta y ocho millones para este año2019, una tendencia que se alargará en dos mil veinte, cuando se espera un descenso del dos,2 por ciento. El informe predice que no va a ser hasta el año dos mil veintiuno cuando el mercado automovilístico empiece a remontar, con un incremento aguardado del uno con dos por ciento y otro levanta del 1 por ciento en dos mil veintidos, cuando alcanzará el nivel de dos mil diecinueve.

Los automóviles comerciales van a ser los únicos que consigan salvarse de este hundimiento del mercado, con pronósticos que superan el tres con seis por ciento de desarrollo para dos mil diecinueve, del 1 por ciento en dos mil veinte, del dos,9 por ciento en dos mil veintiuno y del uno con tres por ciento en dos mil veintidos.

Parque obsoleto

En el informe elaborado por Arval se apunta que el mercado del vehículo de ocasión prosigue medrando. En dos mil dieciocho se vendieron cerca de dos,1 millones de turismos, lo que sumado al de vehículos nuevos (uno con cinco millones de turismos) supondría un volumen de transacciones de tres con seis millones de automóviles de turismo.

Las cantidades del VO señalan que el veintiocho con tres por ciento correspondieron a vehiculos de menos de cinco años, mas la alarma brinca cuando se descubre que seis de cada diez vehículos de ocasión comercializados corresponde a automóviles de más de diez años de antigüedad (un cincuenta y nueve con uno por ciento del total de las ventas de VO en dos mil dieciocho). Todo eso hace que el parque de España de automóviles, que en dos mil dieciocho superó las veintisiete millones de unidades, tras registrar un ascenso del dos,7 por ciento , proseguirá avejentando. En verdad, los turismos con más de diez años de vida ya superan el sesenta y dos por ciento del total y un trece por ciento suma más de 7 años.

Achatarrar un vehículo supone un costo para el usuario de unos doscientos euros más los trámites de papeleo. Por ese motivo no extraña que muchos dueños prefieran vender como VO su turismo de más de diez años por un costo que fluctúa entre los ochocientos y los mil euros, consiguiendo con esto un beneficio en vez de un costo por deshacerse del vehículo.

Más gasolina… y COdos

La caída del diésel asimismo se está acelerando en España, una vez que las matriculaciones de este género de automóviles cayeran un once por ciento en dos mil dieciocho con respecto al año precedente, pasando de las setecientos ochenta y dos mil setecientos treinta y uno unidades a las seiscientos sesenta y 7 mil ciento once. Al contrario, los vehículos de gasolina medraron un nueve por ciento , pasando de quinientos ochenta y mil quinientos veintiseis unidades a setecientos cincuenta y seis mil ciento veintisiete en dos mil dieciocho. Los encuestados declaran que el ‘mix’ de automóviles diésel en sus flotas se reducirá en un treinta y dos por ciento, pasando de un ochenta y cinco por ciento actual, a un cincuenta y tres por ciento previsto para dos mil veintidos.

El aumento de las ventas de turismos de gasolina lleva tácito un inconveniente, que es que con esto sy también está acrecentando la cantidad de emisiones de CO2. El bombardeo de informaciones que han dañado al diésel no justifica el cambio de tendencia, entre otras muchas cosas por el hecho de que los diésel nuevos emiten menos CO2 que los gasolina y tienen exactamente las mismas cifras de NOx. Son modelos con la misma etiqueta de emisiones, por tanto, no se prueba que sean peores.

¿Inconveniente local o bien global?

El cambio de la normativa NEDC a la WLTP ha supuesto un cambio en el mercado, si bien desde Arval anuncian «que esto no ha hecho más que comenzar«. Cuando se incorporen las mediciones reales de emisiones en conducción y llegue la regla de los noventa y cinco gramos de CO2 en dos mil veintiuno, «el inconveniente va a ser considerablemente mayor».

También se valora que la regla que persigue medir el CO2 es global, al paso que las normas políticas de las urbes para reducir el NOx son más de tipo local. En las zonas rurales (que todavía existen muchas en España) no hay tanta problemática de NOx. «En las urbes transformamos el inconveniente local en global», apuntan en Arval. En este sentido, el setenta y tres por ciento de los barceloneses supeditan su adquiere a las medidas anti-polución.

Por último, examinando el parque, prácticamente el setenta por ciento de los automóviles que circulan por las carreteras pertenece a las categorías que mayor número de emisiones tienen, al tiempo que los que cuentan con el propio ambiental C, cero o bien ECO no alcanzan una tercera parte del total.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *